Calificación de Riesgos | Banco Fassil S.A.

 

Al 31 de diciembre de 2019
AESA Ratings S.A. Calificadora de Riesgo asociada a Fitch Ratings
 
Emisor Corto Plazo Largo Plazo Perspectiva
MN ME MN ME
AA- F1 F1 AA- AA- Negativa

AESA Ratings S.A., Calificadora de Riesgo asociada de FitchRatings, en su informe al 31 de diciembre de 2019, destaca como factores claves de Banco Fassil que forma parte de un grupo financiero (SCFG S.A.), estableciendo que se trata de un banco universal con mayor apetito de riesgo que sus pares, lo que se reflejó en niveles elevados de crecimiento de su cartera de créditos en gestiones pasadas, con una significativa ralentización en las últimas gestiones y una relativamente importante recuperación en los últimos meses. El banco mantiene una participación de depósitos de 7.4% con relación al sistema.

“Asumió en gestiones pasadas cambios estratégicos importantes, con una correspondiente mayor exposición a riesgos en un entorno normativo y competitivo desafiante. Cuenta con una importante red de agencias a nivel nacional, lo que le genera una ventaja competitiva”, destaca AESA Ratings como factor de adaptación al entorno del negocio financiero.

Al referirse a la cartera crediticia, la calificadora indica que Banco Fassil mostró un acelerado crecimiento de sus colocaciones en gestiones pasadas —36.7% en promedio en los últimos 5 años—, muy por encima del promedio del sistema. “A la fecha de análisis, presenta un elevado crecimiento a doce meses del 15.0%, en un entorno menos dinámico. La estructura de la cartera por tipo de crédito también tuvo cambios importantes, con un crédito promedio mayor al de sus pares y metas de cartera regulada. Sus indicadores de calidad de cartera se mantienen favorables, con una mora y cartera reprogramada bajas, esta última en ascenso. El stock de castigos es razonable. El nivel de previsiones es moderado, reforzado por una importante proporción de cartera garantizada con hipotecas (74,1%)”, indica AESA Ratings en su informe.

En criterio de AESA Ratings, el banco acompañó su elevado crecimiento de cartera con capitalización de utilidades, deuda subordinada y aportes de capital fresco. Sin embargo, considera ajustado un CAP del 11.0% en una coyuntura económica en desaceleración.

En una coyuntura de menor liquidez, indica el informe, Banco Fassil muestra una liquidez ajustada y continuamente más baja que la del sistema, con una cobertura de sus pasivos a corto plazo de 27,5% (considerando el encaje legal disponible) y 8,8% con relación a activos. Al igual que el sistema, mantiene una alta concentración de depositantes institucionales. Las colocaciones del banco son mayormente a largo plazo (30.2% a corto y mediano plazo) y su financiamiento es del 53.6% a plazo fijo, sin que presente descalces a nivel consolidado. Adicionalmente, mantiene importantes inversiones de largo plazo, expuestas a riesgos de mercado por tasa. A septiembre de 2019, cumple ajustadamente el compromiso financiero mínimo de liquidez establecido para sus emisiones, sostiene el informe de la compañía calificadora.

 

 

 

Al 31 de diciembre de 2019
Microfinanza Rating Bolivia Calificadora de Riesgo S.A.
 
 
Emisor Corto Plazo Largo Plazo Perspectiva
MN ME MN ME
AA3 N-1 N-1 AA3 AA3 Estable

En su informe al 31 de diciembre de 2019, MicroFinanza Rating Bolivia Calificadora de Riesgo S.A. asigna a Banco Fassil una calificación AA3 como emisor, además de una tendencia Estable, asumiendo que no se prevén variaciones de calificaciones en el corto plazo.

“La entidad se desenvuelve en un contexto altamente competitivo y un entorno regulatorio desafiante”, sostiene Microfinanza Rating Bolivia en base a  información al 30 de septiembre de 2019 en el que añade que los órganos decisionales de Banco Fassil cuentan con muy buenas capacidades para la orientación estratégica y la supervisión de sus operaciones. “La gestión integral de riesgos es adecuada bajo la supervisión de un Comité de Riesgos que presenta un desempeño satisfactorio”.

En opinión de Microfinanza Rating Bolivia sobre la gobernabilidad y administración de riesgos, las políticas y los límites de gestión de riesgos del banco se encuentran definidos y que las herramientas utilizadas son apropiadas, con espacio para la plena consolidación de la gestión de riesgo operativo y de gobierno corporativo.

Respecto de la suficiencia patrimonial, a juicio de la calificadora los índices de solvencia de Banco Fassil son adecuados. “El capital regulatorio (con un 16% de capital secundario) logra un coeficiente adecuación patrimonial de 11.0%, presentando un leve incremento con respecto a diciembre 18; sin embargo, aún se encuentra por debajo del promedio del sector. En 2019 la estrategia de fortalecimiento patrimonial del Banco se ha basado en el incremento de obligaciones subordinadas y en la capitalización de las utilidades. En agosto 2019 la Junta de Accionistas del banco decidió fortalecer el patrimonio en Bs 160 millones a través de sucesivos aportes de capital”, establece el informe.

Asimismo, Microfinanza Rating Bolivia indica que se evidencia una buena capacidad de generación de resultados lo cual le permite obtener indicadores de rentabilidad positivos, aunque con una leve reducción respecto a las gestiones anteriores y a su vez se ubican por debajo de los indicadores del sector. El desempeño institucional se mantiene moderado con espacios de fortalecimiento en términos de rendimiento de cartera (aun cuando este índice presenta una tendencia positiva sostenida), y reportando un incremento en los costos financieros. “La eficiencia operacional es adecuada, y presenta una tasa de gastos operativos inferior a la media de sus similares además de reportar indicadores que registran una evolución positiva” añade.

“Se destaca un notable crecimiento de la cartera, el cual supera ampliamente la media del sector, también se reporta una importante evolución en el número de clientes. La calidad de la cartera de crédito es muy buena y los niveles de cartera reprogramada y castigada se mantienen limitados. Aún bajo un escenario de reducción de la tasa de gastos de previsión, la cobertura de la mora, presenta un incremento y alcanza buenos niveles. El riesgo de liquidez es limitado. No se evidencian exposiciones relevantes a riesgos de mercado”, destaca el informe de Microfinanza Rating Bolivia.