Banco Fassil supera meta anual intermedia de cartera productiva y de vivienda social | Banco Fassil S.A.

Hasta diciembre próximo la entidad debía alcanzar un 55.81% de cartera entre créditos productivos y de vivienda. Al 31 de marzo, el banco alcanzó el 56.07%. Se continuará apoyando proyectos con capital de trabajo y capital de inversión y soluciones habitacionales para las familias.

A nueve meses del cierre de la gestión 2017, Banco Fassil superó  el 100% de la meta intermedia de cartera regulada destinada al sector productivo y de vivienda de interés social, habiendo registrado el 56.07% de sus préstamos a estos dos importantes sectores de la economía boliviana.

“Nuestra meta hasta fin de año —en el marco de lo dispuesto por la Ley de Servicios Financieros— era alcanzar al menos el 55.81% de cartera entre el sector productivo y de vivienda social, pero lo conseguimos nueve meses antes por el compromiso asumido en conjunto por accionistas, directores, ejecutivos y funcionarios de nuestra institución”, sostuvo el presidente del directorio de Banco Fassil, Ricardo Mertens Olmos.

El Decreto Supremo N° 1842 emitido en diciembre de 2013, establece que hasta finalizar la gestión 2018 los bancos múltiples deberán mantener un mínimo del 60% del total de su cartera entre créditos destinados al sector productivo y créditos de vivienda de interés social, en tanto que los bancos pyme deberán alcanzar el 50% de su cartera.

Mertens reafirmó que haber superado el 56% en créditos de apoyo a las unidades productivas que requieren capital de trabajo y capital de inversión, y las familias que necesitan crédito de vivienda de interés social, es una satisfacción que merece destacar, pero al mismo tiempo compromete a continuar con la orientación de apoyo al desarrollo productivo y social del país.

El directivo destacó que con este hito alcanzado fue posible beneficiar con créditos a Grandes Empresas (30.15%), Medianas y Pequeñas Empresas llamadas también Pymes (32.33%), Microempresas (27.58%) y Vivienda de Interés Social (9.94%), acción lograda por la calidad de sus profesionales y la estructurada Red de Agencias Urbanas y Rurales que posee Banco Fassil.

Creado en 1996, Fassil es el quinto banco privado más grande del país y centra actualmente sus actividades en el impulso al desarrollo de proyectos productivos de los bolivianos, brindando servicios financieros integrales, incluyentes e integradores para beneficiar a la micro, pequeña, mediana y gran empresa.

Destaca además por constituirse en el segundo banco privado con la mayor red de oficinas del país a través de sus 137 agencias urbanas y rurales en lugares próximos a las áreas productivas y cercanas a las zonas de demanda de soluciones habitacionales.

Santa Cruz, 03 de abril de 2017

Categoria:Economía